miércoles, 1 de julio de 2020

Cursillo de Isaías - Día 1


Nuestro plan de lectura nos tiene cada año durante 3 meses en el Antiguo Testamento, en Julio, Agosto y Septiembre. Éste es el año C del ciclo, con la lectura de los profetas, desde Isaías hasta Malaquías. 

El tiempo de vacaciones es para hacer lo que realmente queremos hacer.  Si encontraba tus palabras, las devoraba: tus palabras me servían de gozo, eran la alegría de mi corazón, y tu nombre era invocado sobre mí, Señor Dios del universo (Jeremías 15:16). Tu cuerpo quiere ciertas cosas, como bañarte en la playa, dormir tarde y disfrutar con tus seres queridos de la buena comida. Y tu espíritu está ansioso de pasar tiempo con Dios asimilando su Palabra, acumulando tesoros para la eternidad.

Si eres cristiano, hijo de Dios, yo sé de lo que tienes muchas ganas. Igual que el profeta Jeremías, 

Por eso no te voy a pedir que apartes un poquito de tiempo para leer corriendo un pequeño texto. Te invito como soldado de Jesús, a aprovechar bien el tiempo de verano, fortaleciéndote para este día y para el resto de tu vida, llegando a conocer de una manera nueva a estos siervos de Dios que Jesús pone como ejemplos para nosotros (Mateo 5:12).

Empecemos con Isaías: una lectura (Isaías 1:1-2:5)

5 preguntas sencillas sobre Isaías 1. Estas preguntas te ayudarán a saber si has entendido el texto bíblico y también a reforzar tu memoria respecto al contenido del libro de Isaías. Con este pequeño test puedes ver tu nota en seguida.

UN TEXTO PARA NO OLVIDAR - Isaías 1:18 - Esto es la invitación de Isaías para el pueblo rebelde:
Venid y razonar —dice el Señoraunque vuestros pecados sean como la grana, como la nieve serán emblanquecidos; aunque sean rojos como el carmesí, como blanca lana quedarán.

UNA COSA MÁS: La Palabra de Dios es la espada del Espíritu. Cuando lees, algún texto en particular te producirá un pinchazo, algo tuyo que tienes que incorporar en tu vida. A mí, personalmente, me impacta en v 2, Hijos crié y los hice crecer, mas ellos se han rebelado contra mí. Pienso en el dolor que sufre Dios el padre de estos hijos rebeldes. Pienso en Europa donde Dios es el gran olvidado, en España donde muchos nunca han tenido la oportunidad de conocer a Dios como Padre, y en mis vecinos y amigos, buena gente, pero perdida. Pido a Dios que me haga sentir su dolor y que dé un mensaje de profeta para ellos.

El libro de Isaías tomará 23 días de nuestra lectura. 


Beneficios de la lectura del libro de Isaías - Es una traducción automática, que puedes saltar e ir directamente al inglés.


martes, 30 de junio de 2020

Digno Eres (Apocalipsis)


Nuestra lectura del Nuevo Testamento termina hoy, 30 de Junio. Me había retrasado en el comienzo, así que nos queda un día para el Apocalipsis.

El Apocalipsis es la esencia de todas las novelas policíacas, todos los relatos de batalla, todas las épicas de guerra -- cuando ganan los buenos (19:11). Es el final de todos ellos, con conquistadores que no se equivocan y que son invencibles. Apocalipsis=Revelación, no ocultación.

Se puede resumir con música en la alabanza de los que cantan "Digno Eres". Esta alabanza se canta por 3 motivos:


DIOS CREADOR


Digno eres porque creaste todas las cosas (4:11)


Antes cantábamos esta letra, que no la encuentro ya cantada Pero nos hicieron el favor de grabarlo un grupo de Talayuela para poder incluir en este comentario.


Digno eres, Digno eres, Digno eres Señor,
De recibir gloria y honra, gloria y honra y poder
Porque tú has creado todas las cosas, 
Tú nos creaste, Señor
Para tu tu gloria tú nos creaste,
Digno eres, Señor


DIOS REDENTOR, EL CORDERO


Digno eres porque con tu sangre nos compraste (5:9)



DIOS VENCEDOR


Te damos gracias, oh Señor Dios Todopoderoso, el que eres y el que eras, porque has tomado tu gran poder y has comenzado a reinar (11:17)




No hemos tomado mucho tiempo para el Apocalipsis pero en la siguiente lectura, el libro de Isaías, hay mucho apocalíptico, incluso una sección de varios capítulos que se llama "El Apocalipsis de Isaías". Y cuando en septiembre lleguemos al libro de Daniel, veremos una conexión muy directa con el Apocalipsis de Juan.

lunes, 29 de junio de 2020

Nos invita Judas a una lucha (y no de espectadores) (Judas)


¿Qué Judas es éste? porque hay varios. Se identifica como hermano de Santiago. ¿Cuál Santiago? El que era hermano de Juan ya fue ejecutado por Herodes. El Santiago que queda activo en la iglesia de Jerusalén, nos informa Pablo, es el hermano del Señor (Gálatas 1:19). Y los vecinos de Nazaret reconocen que Jesús tiene también un hermano llamado Judas (Marcos 6:3). Por lo que parece probable (y así lo reconoce la historia de la iglesia) que el autor de esta carta es Judas el hermano de Jesús.
Y tiene un propósito singular, animar a los creyentes a combatir por la fe. Siendo una epístola tan breve, podemos ver claramente a qué se refiere.

Pistas

1.    -  Hay unos infiltrados. Han venido sin indicar su propósito, se presentan como unos creyentes más. De modo que ejercer mucho discernimiento espiritual. Creo que cuanto mayor nivel de madurez tienen los creyentes y cuanto mejor vigilan los pastores, menos peligro hay con estos tipos. A la vez, tampoco hay que sospechar de todos los nuevos que aparecen en la iglesia. Lo que hay que hacer es conocerles, lo que dicen y lo que hacen.
2.   -   Hablan de la bondad de Dios, con el fin de conseguir seguidores para una “vida desenfrenada”. Es decir, que Dios es tan bueno que lo único que quiere para ti es que lo pases bien.
3.    -  Con su charlatanería dejan a Jesucristo en un rincón, y hacen pensar a la gente que son ellos mismos las personas importantes.
4.   -   En su euforia toman la libertad de insultar a poderosos ángeles (1:8)

¿Cómo luchamos por la fe?

1.      Entender bien en qué consiste nuestra fe, para no ser engañados. Conocer y usar las Escrituras.
2.      Entender el juicio de Dios, que esto no es una cosa ligera. Estos infiltrados han sido destinados a la condenación (v 4). Están en la misma clasificación que los judíos incrédulos que fueron rescatados de Egipto y castigados, y de los ángeles desobedientes y los rebeldes de Sodoma y Gomorra. Nos está enseñando Judas un aspecto de Dios, que es un fuego consumidor, como dice en Hebreos 12:29.
3.      Reconocer que es una situación urgente.
4.      Vigilar y orar (v 20)
5.      Dedicarnos a la obra de rescate. Podemos identificar a los
a.      Confusos (los que dudan, v 22, hay que tener compasión de ellos)
b.      Cautivos (v 23, sacarlos del fuego)
c.       Contaminados (v 23, - cuidar nuestro propio testimonio, que no nos manchemos)

No olvides la palabra descriptiva que utiliza Judas al principio, esto es una lucha. Los infiltrados se presentan como creyentes que han madurado y han superado ciertas barreras que ponían los creyentes veteranos. Están atentos a los que tienen quejas (probablemente fundadas) contra la iglesia y ofrecen un cristianismo próspero, donde todo se soluciona en esta vida y tendrás una vida de placeres. A veces sus seguidores hablan más de ellos que de Cristo. 


Saludo

1:1- Judas, siervo de Jesucristo y hermano de Santiago, a los que Dios el Padre ama y ha llamado, los cuales son protegidos por Jesucristo. 2- Recibid abundancia de misericordia, paz y amor.

Conductas reprobables

3- Queridos hermanos, he sentido grandes deseos de escribiros acerca de la salvación que tanto vosotros como yo tenemos; y ahora me veo en la necesidad de hacerlo para rogaros que luchéis por la fe entregada un día al pueblo santo. 4- Porque por medio de engaños se han infiltrado ciertas personas a quienes las Escrituras ya habían señalado desde hace mucho tiempo para la condenación. Son hombres malvados que toman la bondad de nuestro Dios como pretexto para una vida desenfrenada, y que niegan a nuestro único Dueño y Señor, Jesucristo.

Anuncio del castigo divino

5- Aunque ya lo sabéis, quiero recordaros que el Señor, después de haber sacado de Egipto al pueblo de Israel, destruyó a los que no creyeron. 6- Y a los ángeles que no conservaron su debido puesto, sino que abandonaron su propio hogar, Dios los retiene en prisiones oscuras y eternas para el gran día del juicio. 7- Lo mismo que esos ángeles, también Sodoma y Gomorra y las ciudades vecinas se entregaron a la inmoralidad sexual y se dejaron llevar por vicios contra naturaleza. Por eso sufrieron el castigo del fuego eterno y quedaron como una advertencia para todos.

8- A pesar de ello, también esos hombres, que viven soñando, contaminan su cuerpo, rechazan la autoridad del Señor e insultan a los poderes superiores. 9- El mismo arcángel Miguel, cuando luchaba con el diablo disputándole el cuerpo de Moisés, no se atrevió a condenarle con insultos, sino que solamente dijo: “¡Que el Señor te reprenda!” 10- Éstos, por el contrario, hablan mal de cosas que no conocen; y en cuanto a las que conocen por instinto, como conocen los animales que no razonan, las usan para su propia condenación.

11- ¡Ay de ellos, porque han seguido el ejemplo de Caín! Por ganar dinero, se han desviado, como Balaam; y como Coré, mueren por su rebeldía. 12- Son una vergüenza en vuestras fiestas de amor fraternal, en las que comen y beben alegremente, sin mostrar respeto alguno. Son pastores que solamente se cuidan a sí mismos. Son nubes sin agua, llevadas por el viento. Son árboles que no dan fruto a su tiempo, definitivamente muertos y arrancados de raíz. 13- Son furiosas olas del mar, que arrojan como espuma sus acciones vergonzosas. Son estrellas que han perdido el rumbo y están condenadas a pasar la eternidad en la más negra oscuridad.

14- También Henoc, el séptimo después de Adán, habló proféticamente cuando dijo acerca de esa gente: “Vi al Señor, que venía con miles y miles de sus ángeles 15- a juzgar a todos y a condenar a todos los malvados, por todos los crímenes que cometieron en su maldad y por todas las palabras insolentes que como malvados pecadores dijeron contra él.” 16- De todo se quejan, todo lo critican y solo buscan satisfacer sus propios deseos. Hablan con jactancia y adulan a los demás para aprovecharse de ellos.

Exhortación a la fidelidad

17- Pero vosotros, queridos hermanos, acordaos de que los apóstoles de nuestro Señor Jesucristo 18- os dijeron: “En los últimos tiempos habrá gente que se burlará de todo y vivirá de acuerdo con sus malos deseos.” 19- Esos son los que causan divisiones. Siguen sus instintos naturales y no tienen el Espíritu de Dios. 20- Pero vosotros, queridos hermanos, manteneos firmes en vuestra santísima fe. Orad guiados por el Espíritu Santo.

21- Conservaos en el amor de Dios y esperad el día en que nuestro Señor Jesucristo, en su misericordia, nos dará la vida eterna. 22- Tened compasión de los que dudan. 23- Salvad a unos, sacándolos del fuego, y tened compasión de otros, aunque guardándoos de ellos y aborreciendo incluso la ropa que visten, que está contaminada por su mala vida.

Alabanza final a Dios

24,25- El Dios único, nuestro Salvador, tiene poder para cuidar de que no caigáis, y para presentaros sin mancha y llenos de alegría ante su gloriosa presencia. A él sea la gloria, la grandeza, el poder y la autoridad, por nuestro Señor Jesucristo, antes, ahora y siempre. Amén.



domingo, 28 de junio de 2020

¿Qué es lo que te hace feliz? (3 Juan)


A veces publican entrevistas con la pregunta ¿Qué es lo que te trae mayor felicidad? Se escuchan respuestas como, Cuando consigo las metas que me propongo; Pasar buenos ratos con amigos y familia; Cuando me encuentro totalmente concentrado en algo; Cuando rompo la rutina y hago algo nuevo; Cuando aprendo algo nuevo que me servirá en la vida; etc. Otros dicen, mi mayor alegría es saber que me aman; o, cuando consigo transformar mis sentimientos en acción.

¿Como contestarías tú la pregunta, "¿Qué es lo que te hace realmente feliz?"

Estoy de acuerdo con Juan en lo que afirma al anónimo Gayo en el v 4, cuando sabes que las cosas más importantes que has aprendido, has sido capaz de comunicarlas a los que te siguen. Quiero recordar en el futuro que esta "epistolita" es donde se encuentran las palabras, No hay para mí mayor alegría que saber que mis hijos viven de acuerdo con la verdad.

Para mí, yo diría, mis hijos y mis nietos y todas las personas a las que quiero ayudar.

Saber que has podido ayudar a alguien, que has sido una persona útil que has tenido un efecto para la eternidad para otras personas es un gozo que no te pueden quitar.

Y, hablando de nietos, quiero dedicar estos comentarios a uno que recién ha cumplido años. Nate es una persona que ayuda a los demás. Sé que todos le aprecian, sea por la enseñanza que da, o por animar con la percusión. Así que, te deseo, Nate que sigas creciendo en este año.

A veces no somos nosotros los que puedan influir directamente en otras personas. Pero a Gayo le da Juan una oportunidad que es para todos, en el v 8, ayudar con la hospitalidad y la ayuda económica a los que tienen ese ministerio.

Los hay, que en vez de ayudar, su especialidad es estorbar (v 9). ¿Has conocido a alguien así? ¿Qué te parece el dictamen que emite Juan sobre este tipo?


Saludo

3:1- El anciano, a mi querido amigo Gayo, a quien amo en verdad. 2- Querido hermano, pido a Dios que, así como te va bien espiritualmente, te vaya bien en todo y tengas buena salud.

3- Me alegré mucho cuando algunos hermanos vinieron y me contaron que te mantienes fiel a la verdad. 4- No hay para mí mayor alegría que saber que mis hijos viven de acuerdo con la verdad. 5- Querido hermano, te estás portando fielmente en el servicio que prestas a los demás hermanos, especialmente a los que llegan de otros lugares. 6- Delante de la comunidad han hablado ellos de cuánto los amas. Por favor, ayúdalos de manera agradable a Dios en lo que necesiten para seguir su viaje, 7- pues ellos lo han emprendido en el servicio de Jesucristo y no han aceptado ninguna ayuda de gente pagana. 8- Por eso debemos hacernos cargo de ellos, para ayudarlos en la predicación de la verdad.

La mala conducta de Diótrefes y el buen ejemplo de Demetrio

9- Yo escribí una carta a la comunidad, pero Diótrefes no acepta nuestra autoridad porque le gusta mandar. 10- Por eso, cuando yo vaya le llamaré la atención, pues anda contando chismes y mentiras contra nosotros. Y no contento con esto, no recibe a los hermanos que llegan; y a quienes quieren recibirlos, les prohíbe hacerlo y los expulsa de la comunidad. 11- Querido hermano, no sigas los malos ejemplos sino los buenos. El que hace el bien es de Dios, pero el que hace lo malo no ha visto a Dios. 12- Todos, incluso la propia verdad, hablan bien de Demetrio. También nosotros hablamos en favor suyo, y tú sabes que decimos la verdad.

Despedida

13- Tengo mucho que decirte, pero no quiero hacerlo por escrito, 14- porque espero verte pronto y hablar contigo personalmente.


sábado, 27 de junio de 2020

La esencia de la enseñanza de Juan (2 Juan)


Entendemos por algunos escritos patrísticos que el Apóstol Juan sobrevivió a los demás apóstoles y residía en Éfeso, ministrando también en las iglesias de las ciudades de la zona. Esta breve carta pudo ser dirigida a una de esas iglesias, aunque literalmente tiene como destinatario a "La señora elegida y sus hijos".

Siendo Juan ¿qué va a escribir? Naturalmente, que nos amemos los unos a los otros. Y utiliza un razonamiento circular para enfatizar esta enseñanza. ¿Qué es el amor? Consiste en vivir según los mandamientos de Dios. ¿Y qué es el mandamiento? Que vivamos en amor.

También advierte sobre el mismo peligro que avistaba en 1 Juan 4, los que sacan una nueva enseñanza de que Jesús no era humano. La forma de tratar a éstos es cerrarles todas las puertas, debido al veneno de su enseñanza, que borra la eficacia del sacrificio de Jesús por nuestro perdón.

¿Estás de acuerdo con Juan, que todo tiene que llevar al punto donde estamos viviendo para servirnos unos a otros en amor? Parece que Jesús enseñó algo así, En esto conocerán todos que sois mis discípulos, en que tenéis amor los unos hacia los otros (Juan 13:35). También en su gran oración Jesús pidió al Padre nuestra unidad (Juan 17:21-22). ¿Nos vale esta medida para determinar qué tal andamos como iglesia en el siglo 21?



Saludo

1:1- El anciano, a la comunidad escogida por Dios y a los que pertenecen a ella. Os amo de veras; y no solo yo, sino también todos los que han conocido la verdad. 2- Os amo por causa de la verdad que tenemos en nuestro corazón y que estará con nosotros para siempre. 3- Que Dios Padre, y Jesucristo Hijo del Padre, derramen su gracia sobre vosotros y os den misericordia y paz, en verdad y en amor.

El mandamiento del amor

4- Me he alegrado mucho de encontrar a algunos de los vuestros viviendo de acuerdo con la verdad, como el Padre nos ha mandado. 5- Ahora, queridos hermanos, os ruego que nos amemos los unos a los otros. Esto que os escribo no es un mandamiento nuevo, sino el mismo que recibimos desde el principio. 6- El amor consiste en vivir según los mandamientos de Dios, y el mandamiento, como ya lo habéis oído desde el principio, es que viváis en amor.

La verdadera fe en Jesucristo

7- Andan por el mundo muchos engañadores que no reconocen que Jesucristo vino como hombre verdadero. El que es así, es el engañador y el Anticristo. 8- Tened cuidado de no perder el resultado de nuestro trabajo; procurad recibir vuestra recompensa completa. 9- Cualquiera que pretenda ir más allá de lo que Cristo enseñó, no tiene a Dios; pero el que permanece en esa enseñanza, tiene al Padre y también al Hijo. 10- Si va a visitaros alguno que no lleve esta enseñanza, no le recibáis en casa ni le saludéis, 11- porque quien le salude se hará cómplice de sus malas acciones.

Despedida

12- Tengo mucho que deciros, pero no quiero hacerlo por carta. Espero ir a veros y hablar con vosotros personalmente, para que así nuestra alegría sea completa. 13- Los que pertenecen a esta comunidad hermana vuestra, igualmente escogida por Dios, os mandan saludos.



viernes, 26 de junio de 2020

El poder de creer (1 Juan 5)


A veces se oye expresiones como "Creo que va a llover". Eso no es la forma en que el Evangelio presenta el hecho de creer. Creer es estar convencido, de modo que afecta nuestras acciones y nuestro futuro. Juan 3:16-  “Tanto amó Dios al mundo, que dio a su Hijo único, para que todo aquel que cree en él no muera, sino que tenga vida eterna."
 
En el idioma original del Nuevo Testamento, el griego, se ve que "fe" y "creer" tienen la misma raíz. Creer es ejercer la fe.

El versículo 1 aquí nos da el resultado, somos hijos de Dios. Y el resto del capítulo nos da una cadena de efectos.
- El efecto de la fe es amor hacia los demás hijos de Dios. No se trata de un simple cariño humano, sino de la clase de amor que tiene efectos visibles.
- No solamente amamos a los hermanos de la raza que sean, sino que amamos a Dios, y eso produce obediencia. Todo emanando de nuestra decisión de creer en Dios. Cuando vemos a cualquier hermano que anda mal (v 16), nos disponemos a pedir a Dios por él. Pero no sólo eso, sino que y si vemos a un hermano con necesidades físicas, ponemos lo nuestro a su disposición. El que tiene bienes de este mundo, y ve a su hermano en necesidad y cierra su corazón contra él, ¿cómo puede morar el amor de Dios en él? Hijos, no amemos de palabra ni de lengua, sino de hecho y en verdad (1 Juan 3:17-18).

- El v 5 da una promesa contundente. Los que creemos vencemos al mundo. Cuando creemos, comenzamos a ver lo que es "el mundo". Al final de esta epístola, aquí en el v 19, vemos la descripción, el mundo entero está bajo el poder del maligno. Se trata de un sistema diseñado por Satanás, con intención de mantenernos en oscuridad y confusión y falsas esperanzas. Lo conseguirá si nos mantiene en un estado de no creer (v 10).
- Esta cadena de efectos de la fe incluye la protección (v 18) con la garantía de que el maligno no nos puede tocar.



La fe, raíz del amor

5:1- Todo aquel que cree que Jesús es el Mesías, es hijo de Dios; y el que ama a un padre, ama también a los hijos de ese padre. 2- Cuando amamos a Dios y hacemos lo que él manda, sabemos que amamos también a los hijos de Dios. 3- El amar a Dios consiste en obedecer sus mandamientos; y sus mandamientos no son una carga, 4- porque todo el que es hijo de Dios vence al mundo. Y nuestra fe nos ha dado la victoria sobre el mundo. 5- El que cree que Jesús es el Hijo de Dios vence al mundo.

El testimonio acerca del Hijo de Dios

6- La venida de Jesucristo quedó señalada con agua y sangre; no solo con agua, sino con agua y sangre. El Espíritu mismo es testigo de esto, y el Espíritu es la verdad. 7- Tres son los testigos: 8- el Espíritu, el agua y la sangre; y los tres concuerdan. 9- Aceptamos el testimonio de los hombres, pero el testimonio de Dios es de mucho más valor, porque consiste en el testimonio que Dios ha dado acerca de su Hijo.

10- El que cree en el Hijo de Dios lleva este testimonio en su propio corazón; el que no cree en Dios le deja por mentiroso, porque no cree en el testimonio que Dios ha dado acerca de su Hijo. 11- Este testimonio es que Dios nos ha dado vida eterna y que esta vida está en su Hijo. 12- El que tiene al Hijo de Dios tiene también la vida, pero el que no tiene al Hijo de Dios no tiene la vida.

CONCLUSIÓN

13- Os escribo esto a vosotros que creéis en el Hijo de Dios, para que sepáis que tenéis vida eterna. 14- Tenemos confianza en Dios, porque sabemos que si le pedimos algo conforme a su voluntad, él nos oye. 15- Y así como sabemos que Dios oye nuestras oraciones, también sabemos que ya tenemos lo que le hemos pedido.

16- Si alguno ve que su hermano está cometiendo un pecado que no lleva a la muerte, debe orar, y Dios dará vida al hermano. Esto si se trata de un pecado que no lleva a la muerte. Hay pecado que lleva a la muerte y por ese pecado no digo que se deba orar. 17- Toda maldad es pecado, pero hay pecado que no lleva a la muerte.

18- Sabemos que el que tiene a Dios como Padre no sigue pecando, porque el Hijo de Dios cuida de él y el maligno no le toca. 19- Sabemos que somos de Dios y que el mundo entero está bajo el poder del maligno. 20- Sabemos también que el Hijo de Dios ha venido y nos ha dado entendimiento para conocer al Dios verdadero. Vivimos unidos al que es verdadero, es decir, a su Hijo Jesucristo. Este es el Dios verdadero y la vida eterna. 21- Hijitos, guardaos de los dioses falsos.



jueves, 25 de junio de 2020

Detector de mentiras (1 Juan 4)


El mundo está plagado de falsos. Lo dice Juan mismo, en el v 1: el mundo está lleno de falsos profetas. Con lo que siempre existe la posibilidad de que nos estén dando una palabra que no es de Dios. En su preocupación por que nada estorbe nuestra intimidad con Dios nos da un método, que debemos usar, para identificar con claridad a los impostores.

  •  Lo que afirman acerca de Jesús
a. Los falsos dicen que Jesús no vino con cuerpo humano (v.2). Con eso impiden que Jesús sea el Salvador de los seres humanos. Nació como un hombre, y al presentarse como hombre se humillo a sí mismo y se hizo obediente hasta la muerte de la cruz (Filipenses 2).
b. Jesús no sólo vino como humano, es Hijo de Dios.   Y nosotros mismos hemos visto y declaramos que el Padre envió a su Hijo para salvar al mundo,  Todo aquel que reconoce que Jesús es el Hijo de Dios, vive en Dios y Dios en él. (vss 14,15)

  • Su actuación: la forma en que practican el amor de Dios. Todo aquel que ama es hijo de Dios y conoce a Dios, porque Dios es amor (vss 7,8).  A lo mejor estamo en estado de aprendizaje y no hemos llegado  a amar perfectamente todavía (v.18)

Juan 1:14-  Aquel que es la Palabra se hizo hombre y vivió entre nosotros lleno de amor y de verdad. Y hemos visto su gloria, la gloria que como Hijo único recibió del Padre.

Juan conoce 2 variedades, los que son del mundo y los que son de Dios

No hace falta mucha explicación para estos textos sobre el amor (v 7). Pero sí, mucha meditación y práctica. Se trata de un baremo para identificar el terreno que nos queda por ganar en reflejar el amor de Dios en nuestras vidas.


3. La fe verdadera

4:1- Queridos hermanos, no creáis a todos los que dicen estar inspirados por Dios, sino ponedlos a prueba para ver si el espíritu que hay en ellos es de Dios. Porque el mundo está lleno de falsos profetas. 2- De esta manera podéis saber quién tiene el Espíritu de Dios: todo el que reconoce que Jesucristo vino como hombre verdadero tiene el Espíritu de Dios. 3- Pero el que no reconoce así a Jesús, no tiene el Espíritu de Dios; al contrario, tiene el espíritu del Anticristo. Habéis oído que ese espíritu ha de venir; pues bien, ya está en el mundo.

4- Hijitos, vosotros sois de Dios y habéis vencido a esos mentirosos, porque el que está en vosotros es más poderoso que el que está en el mundo. 5- Ellos son del mundo; por eso hablan de las cosas del mundo y los que son del mundo les escuchan. 6- En cambio, nosotros somos de Dios. El que conoce a Dios nos escucha, pero el que no es de Dios no nos escucha. En esto, pues, podemos conocer quién tiene el espíritu de la verdad y quién tiene el espíritu del engaño.


TERCER DESARROLLO TEMÁTICO

El amor, signo de comunión con Dios

7- Queridos hermanos, amémonos unos a otros, porque el amor procede de Dios. Todo aquel que ama es hijo de Dios y conoce a Dios. 8- El que no ama no ha conocido a Dios, porque Dios es amor. 9- Dios ha mostrado su amor hacia nosotros al enviar a su Hijo único al mundo para que tengamos vida por él. 10- El amor consiste en esto: no en que nosotros hayamos amado a Dios, sino en que él nos amó a nosotros y envió a su Hijo, para que, ofreciéndose en sacrificio, nuestros pecados quedaran perdonados.

11- Queridos hermanos, si Dios nos ha amado así, también nosotros debemos amarnos unos a otros. 12- A Dios nunca lo ha visto nadie; pero si nos amamos unos a otros, Dios vive en nosotros y su amor se hace realidad en nosotros. 13- La prueba de que nosotros vivimos en Dios y que él vive en nosotros es que nos ha dado su Espíritu. 14- Y nosotros mismos hemos visto y declaramos que el Padre envió a su Hijo para salvar al mundo. 15- Todo aquel que reconoce que Jesús es el Hijo de Dios, vive en Dios y Dios en él.

16- Así hemos llegado a saber y creer que Dios nos ama. Dios es amor, y el que vive en el amor vive en Dios y Dios en él. 17- De esta manera se hace realidad el amor en nosotros, para que en el día del juicio tengamos confianza; porque nosotros somos en este mundo tal como es Jesucristo. 18- Donde hay amor no hay temor. Al contrario, el amor perfecto echa fuera el temor, pues el temor supone castigo. Por eso, el que teme no ha llegado a amar perfectamente. 19- Nosotros amamos porque él nos amó primero.

20- El que dice: “Yo amo a Dios”, pero al mismo tiempo odia a su hermano, es un mentiroso. Pues quien no ama a su hermano, al que ve, tampoco puede amar a Dios, al que no ve. 21- Jesucristo nos ha dado este mandamiento: que el que ama a Dios ame también a su hermano.